Dos empresas encuestadoras, resultados casi parecidos para elecciones presidenciales peruanas

Editorial
Typography

ERP. En el mismo día y solo en horario diferente, dos encuestadoras nos informaron sobre la intención de voto de los peruanos. A menos de 20 días para las elecciones generales, se evidencia que existe una tendencia respecto a los potenciales candidatos a la presidencia de la República y que por primera vez, se encuentra aún sin la claridad necesaria como para vislumbrar quien puede ser el ganador de esta contienda.

Para la empresa GFK, la fotografía del momento indica que Keiko Fujimori tiene una intención de voto del 33,8%; en tanto Pedro Pablo Kuczynski 15,9%, Alfredo Barnechea 11,8%, Verónika Mendoza 7,5% y Alan García Pérez 5,8%. Los demás son candidatos de las décimas y sin mayor connotación para creer que podría revertir el bajo porcentaje que tienen como candidatos presidenciales.

Horas antes Ipsos difundió su estudio y los primeros resultados son coincidentes aunque difieren en mayor o menor medida con su homóloga GFK. Para la empresa Ipsos dirigida por Alfredo Torres, Keiko Fujiomori obtendría el 30,8%; seguida de Pedro Pablo con el 15,1%; Alfredo Barnechea con el 11,7%, Verónika Mendoza con el 11,3%, en tanto que el quinto cupo es para Alan García Pérez con el 7,0%.

Si consideramos estos estudios realizados en el mes de marzo, observamos que existe un voto cautivo y duro a favor de Keiko Fujimori; de igual manera se percibe que las movilizaciones en contra de la candidata de Fuerzas Popular no han resquebrajado su potencial votación; sin embargo, en las estadísticas se constata que tiene un fuerte antivoto que le impide crecer mucho más.

En el caso de Pedro Pablo Kuczynski, ha recuperado un porcentaje de los potenciales votos que habían migrado hacia Julio Guzmán, y se posiciona en ambas encuestas en el segundo lugar con un porcentaje casi parecido. No crece mucho más y quizá se deba a sus principales limitantes, primero la edad que tiene, segundo el ser considerado un lobista profesional y tercero no lograr empatía con la mayoría de la población peruana.

Alfredo Barnechea García, es el candidato sorpresa de la contienda. A sus 66 años, el escritor y periodista peruano hace su realidad de ser candidato presidencial de la mano con Acción Popular y los números le vienen acompañando. Sus propuestas se centran en revalorar la memoria de Fernando Belaúnde Terry, como doctrina y como liderazgo.

Verónika Mendoza del Frente Amplio, es la que mejor ha calado de entre los candidatos nuevos. Es una lideresa de izquierda, y fue logrando subir en intención de voto, merced a sus planteamientos y claridad en el mensaje; muchos creen que su belleza y juventud le juegan un factor favorable en esta contienda electoral. Su cuarto lugar con algunas diferencias de porcentaje entre una y otra encuestadora, confirman el interés por su candidatura.

El estar empatados o bastante cercanos Alfredo Barnechea y Verónika Mendoza, los ha llevado a descalificarse mutuamente, sobre todo por el candidato de Acción Popular. Obviamente, de continuar con tal estrategia, no estarían mirando los reales contrincantes políticos que son Keiko y el conocido PPK. 

Ipsos cuadro

Alan García Pérez, se ha convertido en un candidato emocionalmente inestable y poco creíble en las propuestas que realiza, considerando que fue gobierno y lo que expresa pudo hacerlo en aquella oportunidad. Ambos estudios lo ubican en un quinto lugar, sin embargo, no existe nada nuevo en relación a trabajos similares anteriores. Según todas las encuestadoras, es casi imposible que García Pérez se reimpulse con perspectivas de ganar las elecciones.

Los demás aspirantes no tendrían mayor opción de ser elegidos, aunque debe considerarse que la real encuesta, la de validez real y oficial, es el acto mismo de la votación que será el 10 de abril del 2016.

Adicionalmente se puede decir, que las pocas semanas que restan para las elecciones son importantes para los candidatos. Cada candidato aprovechará las debilidades del otro para avanzar y convencer al voto móvil que se desplaza de un lugar a otro y que no tienen firmeza invariable para votar por alguien.

Sin duda, un panorama interesante para los próximos días.

Fuente cuadro de Ipsos: Diario El Comercio.