Piura, y sus nuevas autoridades en un gran reto

Reportajes
Typography

Plaza de Armas en PiuraERP. Terminó la gestión de Javier Atkins Lerggios, un personaje oscuro que desaprovechó las oportunidades que el electorado regional le otorgó el año 2010. Se va, con más cuestionamientos que reconocimientos y deja para las autoridades entrantes una deuda de desarrollo que deberán pagar con responsabilidad política, ejercicio técnico y mucha honradez.

En su reemplazo a nivel regional ingresa Reynaldo Hilbck Guzmán, quien por sus pergaminos de empresario, tiene una mirada diferente al saliente. Es diferente hacer empresa que haber sido siempre empleado como su predecesor. Esa característica lo condiciona a adoptar medidas más racionales para la correcta administración de los recursos públicos.

Son los cerca de 2 millones de habitantes de la región, los que merecen una mirada y una atención más cercana, para lograr su plena realización. Educación, salud, empleo digno, oportunidades para todos y tratamiento diferenciado hacia sectores excluidos. Lo importante, es disminuir con gran impulso las brechas entre unos y otros. Es el reto social que tiene la nueva administración regional.

La estrategia para lograrlo (El desarrollo) tiene en la descentralización la mejor herramienta.

La estrategia para lograrlo tiene en la descentralización la mejor herramienta. Durante los últimos años, el proceso se ha detenido y existe una nueva centralización. Los gobiernos regionales, se han insertado a la dinámica del Gobierno Nacional y no existe mayor propuesta para hacer más eficiente el Estado Peruano. Más aún, se ha generado una falsa percepción que todo es corrupción y eso no es así.

Piura, es diverso y sus potencialidades son múltiples. La agroindustria nos ha puesto en la palestra del crecimiento económico y debe seguir impulsándose mediante modelos como el de los bananeros en Sullana, donde la asociatividad ha encontrado una vía adecuada para generar desarrollo económico local. Igualmente, proyectos privados han incrementado el empleo local y ha mejorado las condiciones de vida de poblaciones rurales e incluso urbano marginales.

Respecto a las iniciativas privadas en el campo de la agro exportación, se nota un retraso del Estado para hacer la inversión pública que la complemente. Se debe aprender de otras experiencias cercanas, como es el caso del Ecuador, donde carreteras en buen estado, permiten que la producción no tenga impedimentos para salir al mercado en épocas lluviosas.

El proyecto Alto Piura, se ha detenido por culpa de la improvisación. Encontrar la ruta más eficaz para hacerlo posible es un reto. Si se deja el interés personal de sacar ventajas económicas con el monto de licitación, simplemente las debilidades se estarían repitiendo. El proyecto debe ampliar la frontera agrícola y facilitará el uso del recurso hídrico que actualmente se va a la cuenca del oriente. Hilbck Guzmán, conocen los pormenores y es probable que ejecuten el proyecto de una manera más seria.

El proyecto Alto Piura, se ha detenido por culpa de la improvisación.

El turismo de playas tiene en Máncora, Los Órganos, El Alto, e incluso Lobitos grandes íconos para el flujo de visitantes del país y del extranjero. No es el único, las Huaringas de Huancabamba, se complementa con las festividades religiosas que atraen a miles de personas y con el paisaje que se diversifica entre costa y sierra, creando condiciones propicias para extender los servicios turísticos.

La infraestructura es importante para el desarrollo regional, tanto como es el equipamiento que se complementa con sus potencialidades naturales y sociales. Piura, tiene hoy como sustento formativo más universidades e institutos tecnológicos con recursos financieros y presupuestales para lograr en estos establecimientos calidad educativa.

Muchas demandas siguen siendo presentes; una de ellas tiene que ver con la conectividad vial. Primero entre las ciudades más importantes y paralelamente, la vinculación entre la costa y la sierra. Existen recursos regionales para avanzar, pero al mismo tiempo los aportes tributarios de Piura permiten arrancarle al centralismo una mayor contribución. La autopista hacia el Bajo Piura, es urgente por la densidad vehicular actual y por los riesgos de accidentes que son altos.

Respecto a las provincias de Ayabaca y Huancabamba, aún requieren mucha inversión. La vía que el Gobierno Nacional ejecuta hacia Huancabamba es tan baja calidad, que una fiscalización regional es indispensable. No se trata de hacer cualquier cosa, sino de garantizar su calidad. Las lluvias de enero del 2014, mostraron las falencias de una carretera que debe ser mejor.

La vía costanera, debe integrar todo el litoral piurano. Poco se va consolidando como destino turístico y como oportunidad de desarrollo de quienes viven en el litoral. La pesca es una opción laboral, pero no lo suficientemente rentable como para desperdiciar las oportunidades que la naturaleza ha otorgado a Piura.

Piura, tiene 4 años para dar sentido a su futuro.

Lo cultural tampoco puede estar ausente. Existen estrategias diversas para fortalecer la identidad regional mediante la cultura viva. El deporte y la religión son espacios de encuentro entre públicos diversos, pero igualmente ricos en sus matices y que todo gobierno regional debe impulsar.

Piura, tiene 4 años para dar sentido a su futuro. Se deben encontrar sinergias entre gobierno regional y gobiernos locales. El objetivo debe ser el mismo, y todas las acciones deben tener un sentido único, es posible y creemos que aún en las dificultades, cuando existe predisposición para trabajar, se logrará. El reto de Reynaldo Hilbck es superar los enredos propios de una campaña y asumir con liderazgo las acciones futuras; es decir, hacer aquello que por incapacidad no logró su predecesor.