27
Dom, May

Peregrinos en pos de la palabra

Miguel Arturo Seminario Ojeda
Typography

ERP. Un libro de Idelfonso Niño Albán / Por: Miguel Arturo Seminario Ojeda. Hacer literatura es un arte, tener el don de la palabra escrita y transmitir mensajes a los demás, requiere de una especial habilidad, mensajes que no pocas veces salen del alma, y como un privilegio llegan a los demás, que cuando se acostumbran a leer, esperan con ansias la redacción del escritor de poesía, literatura, Historia, Antropología, Psicología, Matemáticas, o cualquiera de las ramas del conocimiento.

En noviembre pasado, el mundo de las letras en Piura contó con una nueva entrega, esta vez del reconocido literato Idelfonso Niño Albán, entrega en prosa de este poeta con merecido reconocimiento en Piura y Lima, que ahora entra al análisis de la creatividad de otros literatos, de hombres de letras que le han precedido en esta experiencia de convertir a la palabra, en el mecanismo que acerca a las generaciones pasadas y presentes, a la literatura.

Hemos leído, entre otras publicaciones suyas, la Guía documental de Talara, sus Rondelinas, para niños; Poesías adivinanzas y trabalenguas; 30 y 20: personajes pintorescos de Sullana; Sullana centenaria: Estrellas y huellas del deporte; Sullana, cien años después, y otras tantas publicaciones, que revelan que este escritor, nacido en tierras del petróleo, es dueño de un universo de creatividad, que le ha permitido dejar una huella profunda, en el campo de la literatura en el Perú.

“Peregrinos en pos de la palabra”-Glosas literarias- título de esta nueva publicación, como lo confiesa el autor, es un trabajo, consecuente de su amor por la lectura, y de esto, no cabe duda, somos testigos de su gusto por leer, por informarse, por estar en el campo del diálogo crítico, con aportes no solo para la literatura, también para la Historia. Por eso comprendemos, que su afán se orienta a generar, como él lo dice, la discusión sobre asuntos de naturaleza literaria, entre los más jóvenes, que ahora son ganados por el mundo de la informática.

peregrinos en pos idelfonso

Conforman este libro, sus ensayos “Una noche con Bayli en Piura”, “La oralidad en la literatura: Una propuesta para su reivindicación”, y “Trascendencia poética de Carlos Augusto Salaverry”, en la primera parte. En el segundo ensayo destaca lo que ha significado la comunicación para las colectividades humanas, lo que es la palabra oral desde el mundo primitivo hasta el actual, y de cómo muchas tradiciones se han salvado porque han sido transmitidas de generación en generación.

Y quizá lo que nos resulte más atractivo a los piuranos, especialmente a los sullaneros, es el tercer ensayo, porque toca el alma de los nacidos en las riberas del medio y alto Chira, identificados profundamente, como lo dice Marco Martos, con el poeta Carlos Augusto Salaverry, Martos dice, que no conoce lugares en el Perú, donde la población esté tan identificada con Vallejo, en Huamachuco, y con Salaverry en Sullana, que extraordinaria realidad, percibida por uno de los poetas más grandes del Perú del siglo XX, y lo que va del XXI.

Niño Albán trata sobre la vida y obra del poeta, este personaje que nació en La Solana, jurisdicción de Lancones, bautizado como Carlos Avelino, y que como lo hemos constatado, a partir del testamento de su padre en 1836, ya se le registra como Carlos Augusto, documento redactado, antes del fusilamiento del caudillo en 1836, ya que el poeta vivía con su Papá, porque así lo exigía el Código Civil, y esto ocurrió desde muy temprano, quizá sin dar tiempo a que Salaverry conozca Piura, espacio al que volvió dos veces, cuando en el ejercicio de su carrera militar, fue comisionado por el gobierno central, como consta en el Archivo del Centro de Estudios Histórico Militares del Perú.

Los otros ensayos, “Peregrinos en pos de la palabra”, firmado en el Valle del Chira, en febrero de 2008, nos acerca a la dinámica de las ferias de libro, esta vez en la de Trujillo, en la que también hemos participado. Narra sus encuentros en ese campo con poetas piuranos de reconocido prestigio, y la experiencia de estar cerca a Alfredo Bryce Echenique, en la Huaca de la Luna, donde a su juicio, los peregrinos tras la palabra, se habían congregado, para escuchar la magia de la palabra de Bryce.

Niño Alban quedó deslumbrado por el verbo de Bryce, por la facilidad y habilidad para transmitir sus experiencias, y por haber estado cerca ese pequeño ejército de escritores, que condensaban lo que era el alma de la literatura en ese momento, las ansias de escribir, y de transmitir a los demás, los mensajes salidos del alma y de la experiencia.

Comentarios para los otros ensayos que llenan el libro, como: César Vallejo: La idea de Dios, el amor y la muerte en su poesía”, “La cumanana en el norte peruano”, “José María Arguedas y la vocación escritural”, y, “José Carlos Mariátegui y Juan Montalvo: Dos pensadores de América latina”, será motivo de otro comentario. Felicitaciones Idelfonso, por este nuevo libro.